Trabajo decente, una jornada mundial de “solidaridad” y “reivindicación”

UGT Aragón ha conmemorado hoy la Jornada Mundial del Trabajo Decente, bajo el lema "Alto a la codicia corporativa. No a los contratos basura, los bajos salarios y la precariedad" con una asamblea de delegados conjunta con CCOO Aragón  en la que ha participado Cristina Antoñanzas, vicesecretaria general de UGT y  Daniel Alastuey, secretario general de UGT Aragón.

El secretario general de UGT Aragón ha subrayado que es una jornada de "solidaridad" con el resto de trabajadores y de "reivindicación" en nuestro país ya que los trabajos que se están generando en la actualidad "no son capaces de ofrecer una perspectiva de vida para los trabajadores". En este sentido ha recordado que tan solo el 48 por ciento de los asalariados tienen un contrato indefinido a tiempo a completo.

Para dar la vuelta a esta situación, Crisitna Antoñanzas ha defendido la derogación de la reforma laboral, "para volver a la prevalencia de los convenios sectoriales sobre los convenios de empresa" porque sirven de "paraguas" para millones de trabajadores en referencia a la irrupción de las empresas multiservicios, que establecen salarios más bajos y que se están introduciendo incluso en la administración pública. La vicesecretaria general de UGT Aragón también ha defendido la recuperación del poder adquisitivo de los salarios en el nuevo acuerdo de negociación colectiva, así como la subida de Salario Mínimo Interprofesional.

Tras la asamblea delegados, se ha convocado una concentración frente a la Delegación del Gobierno en Aragón, en la Plaza del Pilar, organismo donde los secretarios general de UGT y CCOO Aragón ha entregado un manifiesto. ​