Sindicatos, asociaciones vecinales y consumidores se movilizan para contener los precios y proteger el empleo

Los sindicatos UGT y CCOO Aragón, la Unión de Consumidores de Aragón (UCA) y la Federación de Asociaciones de Barrios de Zaragoza saldrán mañana miércoles 23 de marzo a la calle en Zaragoza, Huesca y Teruel para reclamar soluciones ante la grave escalada de alza de los precios.

El secretario general de UGT Aragón, Daniel Alastuey ha alertado sobre las consecuencias de esta situación que supone un “empobrecimiento generalizado para la sociedad y un peligro para el empleo y las empresas. Estamos un momento importantísimo para la movilización de trabajadores y trabajadoras y de la ciudadanía en general pero no contra alguien, sino para hacerlo proactivamente, y apoyar a sus organizaciones sindicales, asociaciones vecinales y de consumidores para que puedan participar en la búsqueda general de soluciones”.

Para el secretario general ha señalado estamos en una situación de crisis general muy compleja que requiere también de soluciones complejas y que tiene un componente especulativo. La subida del precio del gas se arrastra desde el mediados del año pasado, repercutiendo en el precio de la electricidad, a ello se ha unido el estallido de la guerra en Ucrania con consecuencias como la subida del precio de combustibles, la escasez de materias primas y ciertos desabastecimientos. “Se está pidiendo de forma demagógica que la bajada de impuestos. No creemos que el Estado se tenga que desarmar. Otra cuestión son que se tenga que imponer medidas coyunturales”

Para ello, UGT pide soluciones “rápidas y adecuadas” tanto a la Unión Europea como al Gobierno de España. A la primera a través del desacople del precio del gas a la electricidad y habilitando fondos a los países de la “Unión” puesto que “en cierto modo estamos ante una economía de guerra”. Al Gobierno de España actuando sobre los precios de la energía en la vertiente doméstica y del transporte, ya que según ha señalado está afectando a la distribución, la fabricación y el empleo; luchando contra la especulación: actuar fiscalmente sobre los beneficios “extraordinarios”, ayudando a los más vulnerables a través de un escudo social y propiciando la activación del mecanismo RED.  “Si pedimos al Gobierno que ponga recursos públicos y  aumente el gasto público, no se puede pedir bajadas de impuestos”.

En cuanto a la negociación colectiva ha señalado que “intentaremos que sea una llave para que trabajadores y trabajadoras no pierdan poder adquisitivo al menos en un periodo medio de tiempo”.

Por su parte Manuel Pina, secretario general de CCOO Aragón ha pedido medidas que protejan a la mayoría social y ha afeado a las empresas energéticas que “ aprovechen el momento para ganar más dinero”. También ha solicitado que la negociación colectiva vaya en “paralelo” porque la situación tiene repercusión sobre el pacto de rentas, que ha empezado a promover el Ejecutivo nacional.

Manuel Arnal, presidente de la (FABZ) ha calificado de “verdadero mazazo” la subida de precios y especialmente de la energía, sobre todo en los barrios con rentas más bajas.” Y ha instado al Gobierno a tomar medidas contundentes rápidas”

Por su parte, José Ángel Oliván, presidente de la UCA ha asegurado que el modelo de distribución diseñado para no almacenar la energía ha resultado un “fracaso”.

Las movilizaciones tendrán lugar mañana 23 de marzo con concentraciones en Zaragoza (Plaza de España) y Huesca (Plaza de Navarra) a las 19.00 horas y en Teruel (Plaza del Torico) a las 20.00 horas.

Audio entrevista a Daniel Alastuey, en la Rebotica (Cadena ser)