UGT denuncia la presión asistencial a la que se está sometiendo a los trabajadores

La Federación de Empleados de Servicios Públicos de UGT Aragón reclama ayuda para los profesionales de Atención primaria ante la desorganización del SALUD en esta área de asistencia sanitaria.

Con una segunda oleada de contagios por Covid-19 y sin habernos recuperado aun de la anterior, el Gobierno de Aragón y el Servicio Aragonés de Salud han sido incapaces de organizar adecuadamente el sistema de trabajo de todo el personal de atención primaria.

La asistencia continúa siendo mayoritariamente telefónica, con las limitaciones diagnósticas que esta forma de atención suscita. Además, el personal de admisión de los Centros de Salud es la primera barrera de contacto con el paciente.

La presión asistencial de los centros de salud continúa aumentando, hasta hacerse insostenible: las líneas telefónicas se ven saturadas y eso provoca insultos y agresiones al personal de admisión (teniendo que llamar en alguna ocasión a la policía); el personal sanitario -igualmente desbordado-, debe asumir la asistencia domiciliaria, la extracción de muestras, la realización de PCR (más de 200 en algunos centros de Salud) además de la consulta presencial y/o telefónica de los pacientes.  Esta situación conlleva que los usuarios, ante el desborde, acudan a las urgencias de los hospitales.

La presión asistencial va a seguir aumentando puesto que hay que asumir en los próximos días, la campaña de la vacuna antigripal y la realización de los test antígeno en los colegios.

Desde la FeSP UGT Aragón instamos al Servicio Aragonés de Salud a tomar medidas, que al menos palien la presión actual, poniendo más líneas telefónicas en los centros de salud -no solamente para citaciones- sino para atender desde las consultas a los usuarios; reforzando los servicios de admisión, de enfermería y médicos y un soporte informático adecuado con respuesta a cuestiones burocráticas. También es necesario establecer algún protocolo de procedimiento de triaje para clasificar con mayor rapidez la atención de los usuarios: lo que precisa atención presencial o atención telefónica y lo que se puede demorar o precisar de una atención burocrática (la renovación de la receta electrónica, partes de confirmación de Incapacidad Temporal, etc.).

Somos conocedores de que algún centro de salud ha solicitado medios materiales fáciles de resolver, como por ejemplo líneas telefónicas, pero sigue sin recibir respuesta del SALUD.