Urge la formación de Gobierno en España para atajar la precariedad laboral y tome medias de reforma económica y fiscal

 Los datos de paro registrado y afiliación a la seguridad social del mes de agosto no son buenos, pero tampoco los peores que se han dado en este mes del año. Para UGT Aragón es necesario tener en cuenta tres aspectos, que son necesarios corregir. El primero es que la estructura productiva de nuestro país propicia un mercado laboral donde la estacionalidad determina la creación y destrucción de empleo, sin que se hayan tomado medidas para corregir esta situación tras varios años de crecimiento económico. El segundo, es que la calidad del empleo que se genera es mala, primando la precariedad, que afecta a la mitad de los trabajadores. Por último, el crecimiento económico de los últimos años no se ha aprovechado para poner en marcha medidas de creación de empleo, estimulando, por ejemplo, la inversión en infraestructuras. Además, se dan signos de agotamiento del periodo de crecimiento. Ante esta situación, es imprescindible la formación de un Gobierno en España que active la vida institucional y los correspondientes presupuestos, que tome medidas de reforma económica y fiscal y que ataje la precariedad laboral mediante la derogación de las reformas laborales.

El paro registrado ha subido en Aragón en el mes de agosto en 1.029 personas, lo que supone un aumento relativo del 1.70%. En términos anuales el paro ha bajado en Aragón en 987 personas, con una bajada relativa del 1.58%. En España el comportamiento de la cifra ha sido un poco peor en el mes, son una subida del 1.85%, pero mejor en términos anuales con una bajada del 3.65%.

En agosto el repunte del paro registrado deja en Aragón 61.483 parados, lo que vuelve a remontar la cifra por encima de los 60.000. De ellos, 36.982 son mujeres, lo que supone más del 60% del total de los parados, proporción que se mantiene en los últimos meses.

En el mes de agosto el paro subió en las tres provincias, y el aumento sectorial fue especialmente notable en los servicios, disminuyendo en agricultura y en el colectivo sin empleo anterior.

La afiliación a la seguridad social disminuye en Aragón en agosto en 6.380 cotizaciones, lo que supone una caída porcentual del 1.08%, prácticamente en la misma proporción que el conjunto de España, que disminuye la afiliación en el 1.09%. En términos anuales, sin embargo, Aragón crece ligeramente por debajo: el 2.09% en Aragón y el 2.55% en España. Por provincias la mayor caída mensual se da en Zaragoza, seguida de Huesca, mientras en Teruel la variación es casi inapreciable.

En agosto los sectores que han perdido más empleo han sido la educación y la agricultura, con bajadas notables en construcción y servicios auxiliares. Sectores como la sanidad y servicios sociales, el transporte y la hostelería han creado, sin embargo, empleo.

En el conjunto del año, los sectores con un crecimiento más destacado con las actividades sanitarias, la construcción y la información y comunicaciones. El servicio doméstico pierde afiliación en el conjunto del año y la industria crece ligeramente por encima del conjunto.

La tendencia a la desaceleración en la creación de empleo, en términos de crecimiento interanual, que en julio cayó por debajo del dos por ciento ha remontado muy ligeramente, pero se mantiene pegada a ese límite, lo que lo aleja de los incrementos de 2017 y gran parte de 2018.

La calidad de la contratación sigue siendo baja, con un total de contratos indefinidos que en Aragón apenas supera el siete por ciento (7.14). El último dato desglosado proporcionado por el SEPE nos dice que en julio solo un 5.1% del total de contratos realizados fue indefinido a tiempo completo. Con estas cifras, es normal que en agosto solo el 48.46% de las afiliaciones al régimen general de la seguridad social fueran indefinidas a tiempo completo, lo que matiza mucho el concepto de precariedad, que algunos quieren situar solo en la temporalidad, pero que llega a la mitad de los trabajadores españoles.

La tasa de cobertura por prestaciones de cualquier tipo en Aragón era en el mes de julio del 60%. Sin embargo, son solo 22.135 los que cobran una prestación contributiva media de 794 euros, mientras que el resto deben acogerse al subsidio.